2020 marzo 2. Arturo Siso Sosa vinculado con contratos de Forex Futures

Arturo Ignacio Sosa vinculado con contratos de Forex Futures

El empresario Arturo Siso Sosa es, según algunas referencias en la internet, inversionista de los futuros de divisas, que son contratos de derivados que ayudan a los inversores a gestionar el riesgo asociado con las fluctuaciones monetarias.

Los inversores pueden usar estos contratos para protegerse contra el riesgo de divisas y especular sobre los movimientos de precios de los pares de divisas.

Vale la pena tener en cuenta que los futuros son instrumentos financieros muy complejos que pueden ser muy riesgosos. Como resultado, saber cómo funcionan estos contratos, además de sus riesgos asociados, es crucial para usarlos de manera efectiva.

Arturo Ignacio Sosa

Conceptos básicos de futuros
Los futuros son contratos financieros que obligan a dos partes a realizar un intercambio específico por un valor establecido durante un tiempo predeterminado.
Los contratos de este tipo brindan información sobre el activo subyacente que se intercambia además del monto, el precio y el tiempo.

Fechas de terminación
Cada contrato de futuros que se crea tiene una fecha de finalización. Este es el punto en el que los activos subyacentes intercambian manos, a menos que un operador establezca una posición opuesta que compense el contrato original.
Si un comerciante establece dos contratos que actúan de esta manera, su posición es neutral.

Contratos estandarizados
Si bien algunos derivados se pueden personalizar, los futuros están estandarizados, lo que significa que tienen tamaños de contrato específicos y establecen procedimientos para la liquidación.
Si bien muchos de estos contratos se cotizan frente al dólar estadounidense, algunos se cotizan contra otras monedas, como la libra esterlina o el franco suizo.

Cotizado en bolsa
Los contratos de futuros se negocian en bolsas como la Bolsa Mercantil de Chicago (CME) y la Bolsa Intercontinental.
Las cámaras de compensación procesan estas transacciones, lo que ayuda a proteger a los participantes del contrato contra el riesgo de contraparte.

En muchos casos, los comerciantes que estén interesados ​​en operar a través de intercambios deberán pasar por los corredores que trabajan con estos mercados.